Nuestro artista más internacional triunfa en Lisboa y regresa a España con Rock in Rio Madrid. 

No le tiembla ni el pulso ni la voz minutos antes de enfrentarse a 100.000 almas en Lisboa. "Nada de nervios, fuera tensiones", bromea con Qué! Alejandro Sanz.

Es el artista español que más triunfa dentro y fuera de nuestras fronteras. Acumula Grammys y premios musicales por las estanterías de su casa y cada uno de sus conciertos se convierte en un acontecimiento.

"No tengo ningún ritual o manía a la hora de enfrentarme al escenario", confiesa. "Me gusta hablar con mis músicos antes de salir, para coordinarnos, y comerme un jalapeño, porque el picante me abre la gargante y canto mejor", aclara divertido.

Me debo a mi público

Y es que dar lo mejor de sí es una de las pocas preocupaciones que tiene Alejandro cuando salta a escena.  "Lo más importante es esa gente que está ahí abajo viéndote. A ellos me debo, y te garantizo que en ocasiones me encantaría cambiarme por ellos. Sentir lo que sienten, estar ahí viendo el ambiente… tiene que ser una experiencia única".

Al menos le queda un consuelo, verse en los DVD. "Es la única forma que tengo de corregir mis defectos. Uno de los que más me repiten es que me ‘pierdo’ en escenarios grandes, que me manejo mejor en ambientes más intimos. Es una cosa que creo que tengo que mejorar".

Puede que tenga razón. Lo que está claro es que todos los que estuvieron disfrutando de sus mejores éxitos en Lisboa (y los que tendrán su respectiva dosis en Madrid) están de acuerdo en que no importa las dimensiones de su escenario. Él lo llena sin ningún problema.

Qué! tuvo la oportunidad de charlar con una de las estrellas nacionales más importantes del momento, y le pudimos transmitir, en parte, las pasiones y admiraciones que levanta a su paso. Sin embargo, sabemos que tú querrías tener tu propia voz y hacerle llegar tu propio mensaje, así que esta es tu oportunidad. Déjanos tus impresiones y Qué! se las hará llegar.

Qué!