El cantante español no ha podido disimular en la Gala de los Premios Ascap el momento tan feliz que está viviendo junto a su pareja Raquel Pereira, junto a la que será padre de nuevo y a la que dedica su nuevo galardón.

«A mi musa gordita, por creer en mí y por aguantarme». Así de cariñoso y enamorado se mostraba el cantante mientras Raquel no podía contener las lágrimas de la emoción. La pareja pronto se convertirán en padres, y Alejandro asegura que está «feliz, muy contento. Ya estoy entrenado así que imagínate».

El cantante además habló sobre el bautizo de su ahijada Ella, la hija de David Bisbal y Elena Tablada, asegurando que es «una niña preciosa» y que la ceremonia, que tuvo lugar en Miami fue «de maravilla». Sanz no ha querido contar detalles del bautizo que él mismo fue encargado de organizar, y simplemente comenta: «Fue un bautizo muy rico».

Alejandro Sanz y Raquel Pereira son los padrinos de Ella, sin embargo ellos todavía no tienen muy claro quiénes quieren que sean los padrinos de su hijo, no obstante tienen claro que no van a ser el matrimonio Bisbal-Tablada porque «sería muy redundante».

El artista además ha revelado que todavía no ha podido reunirse con su buena amiga Shakira y con su novio, el futbolista Piqué para compartir con ellos estos momentos tan felices.

Fuente: Europapress